24 de enero de 2008

Viento en popa a toda vela


Así es como va mi vida, no en vano, no ha sido todo un camino de rosas, pero ya por fín empiezan a ir bien las cosas y todos contentos (o eso creo). Que no se entiende nada, lo sé. He estado mucho tiempo ausente y se ha debido a muchísimos motivos, entre ellos la desgana de escribir en el blog, pero también y bastante más importante porque han habido cambios muuuy importantes en mi vida como que me he casado y me he ido a vivir a París, la ciudad del amor... muy apropiado para estas fechas cercanas a San Valentín.

Lo que no he dejado de hacer es participar en Postcrossing, otra de las razones del abandono del blog. Y también esto va viento en popa a toda vela y como ejemplo la foto (lo sé, lo sé, la calidad es muy mala...) que auna dos de mis últimas pasiones: recibir cosas por correo y la comida. Es un té que me mandó Nott de Postcrossing, y ¿qué decir?, que además de estar buenísimo es moníiiiisimo...¡con mariposas y todo!!!

Espero seguir así, empiezo a tener objetivos que cumplir y las cosas no se ven tan feas como en los últimos tiempos. Año nuevo, vida nueva, ¿no? Lo deseo de corazón, para mí, los míos y todo aquel que desee un cambio positivo en su vida. Aunque sé que no me lees, Javier, esto va también por tí. Este año nos tenemos que comer el mundo... o bueno... al menos no dejarnos comer por él ¿te parece?

1 comentario:

Nott dijo...

Me alegro de que te gustara el té. ¡Espero que lo disfrutes!